Descubra los secretos de una dieta sana

1589

Evitar alimentos refinados es la principal clave de una dieta 100% saludable. En esta época que surgen diversas dietas para lograr el peso ideal, pocas se centran en la salud. En la carrera por perder peso las personas dejan de lado la importancia de la buena nutrición.

Especialistas sostienen que lácteos y carnes y menos carbohidratos refinados, son aspectos a cumplir.  Los mismos coinciden en que debe crearse una dieta de alta calidad que supla necesidades nutricionales.

Refieren que la población mundial debería adoptar ciertos hábitos que contribuyan a una mejor salud. Destacan que es esencial incrementar la ingesta de frutas, verduras, nueces, legumbres, pescado, lácteos y carnes. Esto debido a que las personas que aplican esta dieta en sus vidas, poseen menos riesgo de enfermedades.

Por ello quienes tienen una dieta balanceada, minimizan el desarrollo de enfermedades cardiovasculares y mortalida. Esta información fue dada a conocer a través del estudio desarrollado PURE.

Tales conclusiones fueron presentadas en el Congreso de la Sociedad Europea de Cardiología efectuada en Munich. Resalta que estos hallazgos apuntan a que la alimentación actual es errónea. Señalan a demás que estos errores nutricionales son más comunes en países con altos ingresos.

Elementos de estos hallazgos difieren del consejo sobre la dieta actual derivado de estudios previos realizados principalmente en países de altos ingresos.

Más detalles

Un reciente estudio reveló que el consumo de lácteos y carnes aporta salud al organismo. Tales conclusiones fueron arrojadas del estudio efectuado en más de 50 países y se contó con 218 mil participantes. Los sujetos control fueron divididos en cinco grupos según sus patrones de dieta y nutrición.

De esta data se registraron 6,821 muertes y 5,466 eventos cardiovasculares. De modo que demostraron que la calidad dietética es proporcional a los riesgos de padecer ciertas enfermedades del corazón. Quienes incluyen en su dieta pescados, legumbres, vegetales y frutas, tienen menor riesgo de padecer estas enfermedades.

Por lo tanto los expertos afianzan la idea de minimizar consumo de carbohidratos y productos refinados.

Las recomendaciones principales apuntan a consumir vegetales, frutas y productos con granos integrales, carnes magras, pescados, lácteos descremados.

Así mismo ingerir mucha agua, reducir cantidades de azúcar, sal, alcohol y grasas saturadas y carbohidratos refinados.