Gobierno de Axel Kicillof se adhirió al protocolo de aborto no punible

153

La provincia de Buenos Aires, específicamente el Gobierno de Axel Kicillof, hizo oficial su adhesión al protocolo de aborto no punible que elaboró el Ministerio de Salud nacional, a cargo de Ginés González García.

En ese sentido, la formalización comenzó a las 11:00 en un acto que se desarrolló en la sede de la cartera sanitaria bonaerense. La actividad la emcabezó el titular de esta última área, Daniel Gollán.

Asimismo, el gobernador Axel Kicillof dejó en claro su postura con respecto a la interrupción legal del embarazo (ILE) cuando votó a favor de ella en 2018 mientras era diputado nacional.

Por el contrario, su antecesora, María Eugenia Vidal, participó en varias marchas próvida. De esta manera ratificó en más de una oportunidad su postura en contra de la despenalización del aborto.

Por ello, esta diferencia de opiniones permite entender por qué la Gobernación adherirá al instructivo. Gollán resaltó que en el Código Penal se contempla el aborto no punible y un fallo de la Corte dijo que hay que hacer este tipo de protocolos.

A su vez, el ministro de Salud de Buenos Aires explicó que quien no lo aplique, no puede decir que respeta a la Justicia o defiende a la República. Durante el Gobierno de Mauricio Macri, el por entonces secretario de Salud, Adolfo Rubinstein, redactó un texto apelando a estos mismos argumentos, pero que el Ejecutivo derogó en su momento.

Vea también: Sabina Frederic participó en la toma de juramento de las autoridades

Santa Fe y el Gobierno de Axel Kicillof se adhirieron al nuevo protocolo ILE

González García, el 13 de diciembre, publicó un nuevo protocolo ILE, al cual también se adhirió Santa Fe. De igual forma, la provincia de Buenos Aires oficializó su adopción de este instructivo.

Del mismo modo, la formalización se presentó en un acto que encabezaron Gollán y la ministra de las Mujeres, Políticas de Género y Diversidad Sexual, Estela Díaz.

Vale destacar que el Código Penal, que se redactó en 1921, contempla dos casos de aborto no punible. Por un lado, si se realiza “con el fin de evitar un peligro para la vida o la salud de la madre y si este peligro no puede ser evitado por otros medios”.

Por el otro, “si el embarazo proviene de una violación o de un atentado al pudor cometido sobre una mujer idiota o demente”, establece el artículo 86.