Manténgase saludable con la dieta del invierno

340

Con la llegada del invierno, el cuerpo comienza a tener necesidades especiales en cuanto a vitaminas, minerales y calorías para funcionar correctamente.

Conozca los tipos de alimentos adecuados para mantenerse sano en la época fría. Lo que es perfectamente apetitoso en el verano ya no lo es en invierno, por ello debe considerar que los alimentos de la temporada son la guía esencial que ofrece la naturaleza para nutrirse en bienestar.

Consuma alimentos con alto contenido de calorías como papas, zanahorias ricas en vitamina A y verduras, y vegetales como las acelgas y espinacas, cebollas y ajo, sirven para evitar resfriados e infecciones de tipo respiratorio tan usuales durante el frío.

Frutos como naranjas, mandarinas, lima, toronja, guayabas, limones cargados de vitamina C son ideales para incluir en la dieta, debido a que propician el aumento de defensas de organismo ante infecciones, para aprovechar al máximo su beneficio, prefiera consumirlas crudas y con algo de cáscara.

Es normal que el cuerpo sienta la necesidad de consumir platos calientes, las ensaladas no son tan bien vistas en esta época del año y se menciona que hay personas que pierden su forma, al consumir un extra de calorías, por ello es recomendable incluir entre las opciones alimenticias las sopas o cremas de verduras sazonadas con especias, manteniendo el régimen con el tamaño de las porciones, de esta manera se garantiza la alimentación nutritivas sin engordar.

Una ración pequeña de pasta con crema o carne y poco condimento es una buena opción para llenar el estómago y contar con las calorías requeridas.

Vale resaltar que en la época invernal, el metabolismo funciona lentamente, por ello el organismo debe ser alimentado con comidas livianas y fáciles de digerir.

Es necesario mantener el mismo consumo de dos litros de agua, té e infusiones para mantener el cuerpo hidratado.

Puede sumar a su alimentación quesos, leche, huevos e hígado, que le ayudarán junto a la vitamina E, a mantener su piel hidratada, elástica y sin grietas.

No olvide consumir pescados que ante la deficiencia de vitamina D que aporta el sol, será requerido por su organismo.

Es un mito el tema de la alta necesidad de calorías, manténgalas a raya evitando el exceso de chocolates, galletas, turrones; prefiera frutos deshidratados, almendras o nueces, para que de esta forma su cuerpo se mantenga sano y fuerte sin subir de peso.