No dejés pasar la oportunidad y aprendé a bailar Tango

652

Reconocido mundialmente como uno de los bailes más sensuales, el Tango es una expresión artística argentina que debés conocer. No existe persona en el mundo entero, quien no haya escuchado y admire a Carlos Gardel.

Miles de personas más, en todos los continentes, se deleitan aprendiendo los sensuales pasos del Tango. Amor, pasión y deseo, se conjugan en un baile, que ha trascendido los años y los países. Si vos sos Argentino o turista, no dejés pasar la ocasión para aprender y disfrutar su esencia.

Cada barrio de Buenos Aires cuenta con sus cafés notables, sus plazas y teatros donde puede verse a bailarines. El baile en cuestión, es un aspecto nostálgico de la Ciudad, que nunca duerme y jamás pasa de moda.

A vivir el Tango

Este estilo musical, surgió en el siglo XIX, que tomó lo mejor de la cultura africana y los gauchos. La mezcla de estos sonidos y las chispas europeas y del Medio Oriente, dieron origen a este son tan particular. Por tanto, si visitás la capital mundial del Tango, debés experimentarlo en carne propia.

En tangerías, bares, espacios públicos, abundan los bailarines, pero en las milongas se aprecia su esencia. Por ello, no es extraño encontrar en glorietas de las plazas o eventos públicos, a bailarines expertos en el 2×4. Entre los sitios más recomendados, destaca el viejo Almacén, el Café Tortoni, la Confitería Ideal, el Bar Sur. Además El Querandí y el Faro, que forman parte de los bares notables, cuya arquitectura, cuenta la historia local. Y si de retos se trata, desperdigados en toda la Ciudad, existen escuelas para aprender este interesante baile. Docentes especializados, pueden llevar a principiantes a moverse con los ocho movimientos básicos del Tango. De modo que sólo basta un poco de tiempo y buena voluntad, para deleitarse a lo grande. Aquellos que han tenido el placer de bailarlo, afirman que se queda en las venas y en el corazón.