Todo sobre la rara enfermedad de “Game Of Thrones”

176

Indudablemente “Game Of Thrones” se ha vuelto la serie más popular de los últimos tiempos. Es increíble pero cada vez más son los usuarios que se unen a la fiebre que causa la trama de Dioses y Dragones, la cual ya va por su séptima temporada.

Parece una epidemia, pero no lo es, simplemente es una serie que ha conquistado la atención de medio mundo y día tras día lo sigue haciendo.

Sí eres fanatico de “Game Of Thrones”, seguramente conociste el caso de la princesa Shireen Baratheon, hija de Stanis Baratheon, y de Jorah Mormont, personajes que sufrieron el trastorno conocido como psoriagrís (greyscale en inglés), la cual causa que la piel de los afectados se endurezca y se agriete. De igual forma, la carne va adquiriendo manchas negras o grises, tomando una apariencia parecida a la piedra.

¿Pensaste que esta enfermedad no era real y solo se trataba de ficción como parte de la serie? Pues te contamos que la psoriagrís sí existe y ataca principalmente a los niños de climas fríos y húmedos, aunque algunos adultos no se salvan de ella. Lo cierto es que este trastorno es muy contagioso, ya que se puede transmitir con el mínimo contacto físico entre dos personas.

Pero, además la facilidad de contagio no se restringe solo al mero contacto físico. La princesa Shireen es un buen ejemplo de ello, pues empezó a sufrir los primeros síntomas a través de una muñeca procedente de Dorne. Por el momento, se ha descartado que la psoriagrís pueda transmitirse por vía respiratoria o sexual, publica un conocido sitio web.

Jules B. Lipoff, dermatólogo encargado del estudio explica que se trata de una erupción en forma de placas ictióticas, algo parecido a las escamas. Dichas placas continúan en la parte izquierda de su cara en trazado determinado, que es conocido en la medicina como líneas de Blaschko, unas rayas cutáneas que en condiciones normales con invisibles.